¡Fuera Macri! ¡Tomar las calles para derrotar el golpe de mercado!

“Hoy estamos más pobres”

Mauricio Macri, aun presidente.

Las PASO arrojaron un resultado contundente, el voto anti-Macri se hizo sentir con un porcentaje que no había previsto ninguna consultora. Los “mercados” – ese nombre abstracto con el que nombran a la burguesía más concentrada – respondieron con una brutal fuga y devaluación de nuestra moneda.

El presidente respondió con un discurso groseramente antidemocrático y extorsivo. En pocas palabras, dijo que el 70% del electorado no ha comprendido todavía el significado del cambio, y por ello “el mundo” nos dio nuestro merecido. La conferencia del gobierno, mostró, una vez más el rol de comentarista de la realidad que asume el Presidente cada vez que tiene que hacerse cargo de un problema. Según él, están para “ayudar”, ¡AYUDAR!

La única “respuesta” para palear la debacle del peso, fue subastar reservas del Banco Central y subir los intereses para los inversionistas en Lelics (especuladores/as), es decir, profundizar la dilapidación de ahorros en función de la fuga.

En la realidad paralela que construye el gobierno en sus discursos, Macri sostuvo que antes de los resultados de las PASO, había “gente que venía a invertir, a apostar, a traer dinero, empleo”, que ahora se estarían yendo. El viernes hubo una puesta en escena costosa y sofisticada, donde se simuló un chaparroncito de inversiones, supuestamente motivado por unas encuestas inverosímiles que le daban un mejor resultado electoral al gobierno. La maniobra, que incluso fue denunciada por un economista radical, tuvo su coronación el lunes, cuando el resultado adverso provocó una estampida del dólar. No sabemos cuántos millones habrá costado montar el circo macrista, de la lluvia interrumpida por la derrota electoral. Lo que sí sabemos es que todo fue un montaje para que el lunes hicieran ese show lamentable y antidemocrático.

También entendemos que estamos frente a un nuevo golpe de mercado. La actual situación ratifica la idea que capitalismo y democracia son cada día más antagónicos. O decide el pueblo o decide un puñado de especuladores. No hay tercera posición.

El nuevo shock devaluatorio constituye un golpe más contra el pueblo trabajador, mientras los capitalistas aumentan sus ganancias. Todo el gabinete de Macri tiene sus ahorros en dólares y en el exterior. Entre tanto, ya empezaron las remarcaciones de precios e incluso suspensión de entregas o de ventas en sectores de productos básicos como harinas y aceites, también en electrodomésticos, muebles, en el sector automotriz, textil, entre otros.

Llama la atención que desde un diario tan representativo de la burguesía argentina como  es La Nación, se escuchen voces, que ponen en duda, o al menos que definan como un desafío a afrontar, que Cambiemos logre sostenerse hasta el final de su mandato.

Lo que no sorprende, es que en los ánimos que comenzamos a palpar en las calles, en los lugares de trabajo y estudio, brote la necesidad de que este gobierno se termine ya. Porque efectivamente octubre se percibe muy lejos, para quienes vemos que nuestros ingresos no van a alcanzarnos (que ya no nos alcanzan) y las nubes negras no dejan de aproximarse.

Nunca estuvimos de acuerdo con la línea de “hay 2019” y así lo expresamos. Hoy queda más claro que nunca, que no alcanza con derrotar electoralmente a Cambiemos para terminar con su política de ajuste y saqueo. Estos días son importantes para alcanzar a comprender el funcionamiento de la democracia burguesa. La derrota del neo liberalismo recargado solo será posible en las calles, con el protagonismo del pueblo movilizado. Así lo demuestran otras rebeliones en distintos puntos de Nuestra América, como en  nuestro propio país con el Argentinazo del 19 y 20 de diciembre de 2001.

El panorama está claro, el dilema es transparente: Democracia del Pueblo o Dictadura de los Mercados. La batalla hay que darla en todos los terrenos. Lo que hicieron el lunes no es una provocación, fue un golpe certero sobre los ingresos y el bienestar de todo el pueblo. Si hay algún sector que piense que esto se resolverá con buenos modales y bajando el tono está totalmente equivocado. Mientras no se cuestione la sumisión de la economía argentina frente a las reservas de divisas internacionales, nuestro pueblo estará a merced de las maniobras de grupos financieros.

 Ya lo demostraron, vienen por todo. ¡Hay que hacerles frente con la potencia de nuestro pueblo callejero, insumiso, rebelde! Por eso, el grito de las urnas hay que transformarlo en un grito de las calles. Tenemos que echar a Macri antes de que siga haciendo más daño.

 ¡Fuera Macri! ¡Tomar las calles para derrotar el golpe de mercado!

sendaguevarista

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s