La Plata. Un apagón no es caída

En La Plata cerca de 20 mil familias y comercios están sin luz desde el sábado 22/6. Cinco días a oscuras, cinco días sin heladeras, cinco días sin poder guardar comida, cinco días de velas y linternas, cinco días de promesas y burlas.

En todo este tiempo (en el que muchos comerciantes tuvieron que tirar mercadería y están teniendo pérdidas millonarias) la empresa prometió que la luz volvería un martes, luego dijeron que el miércoles, luego el jueves y luego el jueves a la noche. En todo este tiempo prometieron también instalar generadores eléctricos que llegaron tarde y muchos no funcionaron. En todo este tiempo, distintos grupos de vecinas y vecinos cortaron calles y caminos para que “alguien” les prestara atención. En todo este tiempo nadie se acercó.

Mientras todas estas familias hicieron malabares para tener una vida “normal”, la Defensoría del Pueblo platense denunció que las pérdidas por este enorme e histórico apagón rondarían cerca de los mil millones de pesos. La respuesta del Municipio del macrista Julio Garro parece una burla, ya que anunció que los vecinos afectados no pagarán las boletas del mes en curso y que la empresa pagará una multa de 150 millones de pesos.

Ningún funcionario y ningún medio de comunicación nombró la posibilidad de sacarle la concesión a Edelap, y muchísimo menos la posibilidad de que el Estado vuelva a hacerse cargo de los servicios públicos.

La nota sobresaliente la dio Pablo, un vecino que, con un generador eléctrico familiar, asistió como pudo y en su camioneta a vecinos y vecinas que, por distintos motivos, tenían más urgencias que el resto de los miles de afectados. El ejemplo nos vuelve a poner sobre las narices una pregunta incómoda ¿Seguiremos esperando que los gobiernos y las empresas nos brinden un servicio básico, o seguiremos el camino de Pablo para hacernos cargo de los problemas y encontrar una salida colectiva y desde abajo?

Lo concreto es que pasan los años y los gobiernos y las empresas privadas siguen facturando una millonada a costa del bolsillo de trabajadores y trabajadoras mientras brindan un pésimo servicio.

sendaguevarista

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s