Red de Trabajadores: “Lo importante es tomar, sobre todo, cada conflicto como si fuera propio.”

En la previa de su participación en la Cátedra Che Guevara de CABA, conversamos con Omar Rombolá, trabajador de Coca Cola Femsa, sobre la Red de Trabajadores, espacio que impulsa desde hace algunos años en el seno de la clase trabajadora junto a un grupo, cada vez más grande, de compañeros y compañeras.

¿Cómo y cuando surge la Red de Trabajadores? ¿Cuáles es el propósito con el cual se crea?

La red de trabajadores surge como una iniciativa de compañeros de distintos gremios (metalúrgicos, de UTA, de aguas gaseosas, de call centers, ferroviarios, docentes, etc.) que veíamos la necesidad de generar y promover lazos de solidaridad de clase y de coordinación, y a su vez coadyuvar de trabajadores donde no la había. Este proceso de construcción, más bien este enfoque (ya que la Red más que una organización en sí misma es un enfoque para la acción de clase), nace aproximadamente en el 2008.

La Red de trabajadores no es una organización partidaria, ni es colateral de ninguna organización político partidaria. La Red respeta a las agrupaciones políticas. No compite con ellas ya que el fundamento de su existencia es otro. El tema central es el intento de trascender las fronteras organizativas para lograr la unidad de clase.

En la Red actúan compañeros independientes, como así también compañeros que tienen militancia en organizaciones políticas o partidos. En actividades de la Red, para dar un ejemplo de la amplitud en las acciones, han participado desde compañeros peronistas a anarquistas, desde trotskistas y guevaristas hasta del PC.

¿Cuál es su forma de trabajo? ¿Por qué entienden como necesario la coordinación de los laburantes en paralelo a las estructuras sindicales tradicionales existentes?

El tema de la forma de trabajo de la Red tiene que ver con que nosotros caracterizamos que en la clase trabajadora pesa una dura derrota y que hay cuestiones que en otras épocas surgían más o menos naturalmente, como la solidaridad de clase o la autorganización. Esto hoy no es así, la solidaridad de clase no surge naturalmente y la organización tampoco. Entonces vimos la necesidad de coadyuvar a ese proceso, tratando de penetrar fronteras, corralitos que se generan muchas veces, en las organizaciones sindicales o políticas para lograr la unidad de clase, superar fronteras, que dividen a la clase para intentar la unidad, la solidaridad y la acción común.

¿En qué conflicto y procesos de lucha se vio involucrada la Red?

La red participó y participa de varios procesos de lucha… Podría destacar, por ejemplo, los conflictos de EMFER, La 60, el conflicto del call center Kleiman Sygnos, el de Tyrolit, etc.

El conflicto de Tyrolit, en 2014, lo doy como un ejemplo porque, de alguna manera, es una forma de mostrar un estilo de cómo se encara el trabajo. Creo que sirve más que una explicación teórica. Tyrolit (fábrica de abrasivos, herramientas de corte y máquinas para la construcción) tenía una planta en Morón (nosotros teníamos relación con algunos compañeros de esta planta) y otra en San Luis. Fue un conflicto que surgió en medio de la paritaria salarial. Los compañeros fueron al paro tanto en Morón como en San Luis. El sindicato levanta el paro a las 48 horas en Morón pero en San Luis continúan con la medida de la toma de fábrica. No solamente estaban con toma de fábrica en San Luis sino estaban con paro y en coordinación, además, con una planta que quedaba en Justo Daract (que es Black and Decker). Todo esto a contramano del sindicato que quería levantar la medida y firmar la conciliación obligatoria. El conflicto duró veintipico de días. En el transcurso del conflicto nosotros mantuvimos una relación estrecha con los compas de San Luis (nos comunicábamos todos los días) y, en ese transcurso, empezamos a hacer el trabajo de Red, que consistía en utilizar todos los recursos de todos los compañeros con los que nos relacionábamos para la acción en relación al conflicto. Hicimos varias reuniones de solidaridad en las que resolvimos volantear la planta de Morón, hacer escraches a las oficinas comerciales de la empresa en el Dot. Dentro de estos escraches, nosotros habíamos investigado que la empresa tenía sus raíces en el nazismo (ya que era una multinacional austriaca) y eran del clan Swarovsky, que son los dueños de cadenas de joyería fina, a la vez de algunas bodegas de vino y, a la vez, de esta empresa, que es del gremio minero. Entonces, nosotros, en combinación con los compas de San Luis, hicimos volanteadas, los escraches a las oficinas y repartimos una nota con esta investigación que hicimos explicando esta procedencia. Ellos habían sido parte de la maquinaria industrial militar del nazismo, le hacían las lentes ópticas para las armas del ejército alemán. La difusión de esto tuvo mucho impacto. A la vez logramos que compañeros en Austria le realicen un escrache allá pidiendo el cese de la represión de los compañeros de San Luis. Todo esto fue articulado en clave de Red, es decir, tratando de trascender totalmente nuestras fuerzas y nuestras posibilidades e ir más allá, ligándonos a todos los compañeros que podrían articularse para la acción. Posteriormente, los compañeros de Black and Decker levantan el paro porque llega el dinero la empresa. Cuando levantan el paro, despiden a 16 compañeros en Tyrolit. Inmediatamente Black and Decker vuelve al paro en solidaridad y los compañeros de Tyrolit bloquean la entrada al Parque Industrial. Se desata la represión, pero más allá de esto, los compañeros logran la conciliación obligatoria y la reincorporación de todos los despedidos y, en aquel momento, una ruptura del techo salarial impuesto por el gobierno (27%) logrando un 37% en aquel 2014. Acá, mientras, hicimos reuniones para seguir visibilizando el conflicto. Después compañeros viajaron desde San Luis, se hizo un festival (entre otras cosas) en los talleres del ferrocarril en Haedo para juntar dinero en el medio del conflicto. En fin, este fue un conflicto que se ganó, uno de los que se ganó. Hubo varios también que se perdieron pero este se ganó y se logró una acción mancomunada de varios sectores. Luego del conflicto, nosotros viajamos a San Luis y tuvimos reuniones con delegados del Parque Industrial para seguir desarrollando la relación. Este es un ejemplo de uno de los trabajos en donde actúa la Red. Todos participamos dando ideas y poniendo todo lo que cada uno puede poner en solidaridad con cada lucha que se toma. Lo importante es tomar, sobre todo, cada conflicto como si fuera propio.

¿Hay ejemplos de este tipo de organización y/o coordinación en otras partes del mundo?

Sabemos de estos intentos en otros lugares, pero tenemos una información vaga. Sí estamos seguros que esta necesidad de unidad y coordinación ha de tener respuestas creativas de la clase… pero no tenemos precisiones. En ese sentido, tuvimos relación con compañeros de la CGT de Francia y, en algunas secciones de la misma, nos comentaron de experiencias similares

¿Qué otro tipo de actividades realizan en la actualidad?

Desde el nacimiento mismo de la Red vimos la necesidad de promover la formación. Otra cuestión es que, junto a la secretaría de extensión universitaria de la Facultad de Filosofía y Letras y a la Cátedra de estudios americanistas, desde la Red de trabajadores impulsamos el Archivo de Violencia Institucional contra los trabajadores.

sendaguevarista

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s